Del único personaje del libro que podría reconocerse, vi su esquela

La voz de Galicia
Viernes 5 de Agosto de 2011

El palco del estadio Santiago Bernabéu, la sede de la Fundación Caixa Galicia o la galería Sargadelos de Ferrol. Son algunos de los lugares donde José Manuel Otero Lastres (Cee, 1947) ha presentado su última novela El campo de Bucéfalo (Pigmalión». El abogado, escritor, columnista de este diario y directivo del Real Madrid estará hoy en la Feria del Libro de A Coruña firmando ejemplares de una novela cualificada como un thriller legal. El próximo viernes, día 12, estará en la Feria del Libro de Cee.

-Presentar su novela en el estadio Santiago Bernabéu ¿incitará a leer a los futbolistas?

-Los futbolistas no leen mucho, y eso que tienen tiempo, aunque hoy ya tienen más formación, no son los de algunos años. Iker Casillas accedió a presentarlo y Miguel Pardeza es un excelente filólogo reconocido especialista en González Ruano. En esa presentación Ramón Pernas hizo una magnífica historia de los caballos en la literatura y estuvo muy bien. También estuvieron Florentino Pérez y Carmen Posadas.

-¿Qué es eso del thriller legal, que es como ha calificado la crítica su novela?

-Es un caso de una violación de una patente farmacéutica, con lo que se trata de hundir a una empresa implicando a un magistrado del Supremo, a una persona del Ministerio del Interior y a un abogado; todos son personajes que mueve una persona que está detrás de todo, pero eso se sabe al final. Una parte de la acción transcurre en Mera (Oleiros) donde está un exigente del Cesid retirado que vive en el edifico de la Perla, aunque él no resuelve el caso.

-¿Hay personajes reales?

-Solo uno: Pepita Parga Rey. Era una mujer de Mera que estuvo en Nueva York y se dice que fue novia de Al Capone.

-Los demás, ¿podrían identificarse con personas reales?

-Creo que no. Del único personaje del libro que podría reconocerse vi la esquela poco antes se que terminara el libro; era un perito corrupto con el que tuve una conversación y me dijo que si le daba 400 millones nos desvelaba toda la trama de lo que iba a pasar en un caso judicial importante. Esto fue en el año 1991 y todo lo que me dijo que iba a suceder sucedió.

-¿Qué hay de autobiográfico en esta novela?

-En la medida en que creas personajes de ficción todos tienen tu influencia; el abogado protagonista tiene mucho de mí, todos los personajes, reales y ficticios, llevan parte de mí. La historia fundamental es un estudio del poder. Hay una frase del protagonista que dice: ?En el campo del poder no crece la flor de la amistad, sino solo la del interés?.

-Zapatero le presentó un libro, ¿qué tal se lleva con él?

-Le tengo un gran afecto, más allá de que ahora se esté discutiendo su gestión. Muchos amigos de mi entorno lo critican. Yo le tengo afecto, sé que lo debe estar pasando mal porque lo estamos pasando mal todos. Es un hombre muy cariñoso, tiene sentimientos.

-¿A que autores admira?

-Hay uno que me apasiona: Gabriel García Márquez, no tanto por Cien años de soledad; El amor en los tiempos del cólera me parece maravillosa. Delibes me parece también una maravilla, algunas cosas de Cela, sobre todo de las primeras, Pío Baroja… Me gustan las novelas que no solo te entretienen sino que te emocionan.

Deja un comentario